domingo, 26 de enero de 2014

Vamos en la guagua


Los paseos en guagua son toda una aventura, los que van en coche no saben lo que se pierden.


Están los que siempre van pegados al chofer en la primera fila y dandole conversación al conductor con lo que si coges siempre la misma línea al final te sabes la vida del chofer y de los que se sientan en primera fila que siempre suelen ser los mismos.


Están los que se aburren y echan mano del teléfono llamando al primero disponible para matar el rato hablando altísimo y contando intimidades que dejan a uno alucinado.


Están los que duermen, de este tipo hay dos:

  1. los que duermen apoyados al cristal, en ese caso a no ser que ronquen uno ni se preocupa
  2. los que se duermen en el asiento que da al pasillo, como me pasó el otro día, que me pasé un trayecto de 20 minutos en tensión con la mano en medio del pasillo esperando que el señor se cayera y poder cogerlo a tiempo ajajajjaja 

Los cabreados, lo resumo en un grito que oí "me cag* en todo! ahora cuando baje de la guagua me planto allí en el banco y a ver si me dices lo mismo que me dices por teléfono, no tienen por qué cobrarme ese dinero!" o mi preferida (ironía) "pero tu eres idiota o que?! donde estas? pèro donde estas? pero tu eres idiota? claro yo me paso el día trabajando y tu no das un palo al agua, que eres un idiota" WTF?!?!?! 

Las parejitas que van haciendose arrumacos todo el camino provocando la envidia de todos.

Los amigos que se ve que hay algo más, se nota en la forma de mirarse estando tan cerca.

La gente que coincide diariamente en la guagua y se han hecho amig@s y van alegremente poniendose al día en cada trayecto.

También hay incidentes, hace no mucho me pegué un buen susto yendo al trabajo porque saliendo de una parada, no iba rápido, se oye un ruido altísimo que no identificaba y de repente un estallido, y se habia reventado un cristal lateral pero sin caerse porque esos cristales vienen preparados para no caer, como que se quedan rotos pero sin salirse del marco. Resultó que el chofer se había arrimado demasiado a una señal y lo rozó por todo el cristal hasta que lo estalló. Pero son cosas que pasan, por suerte nadie salió herido, aunque si algo asustadetes :P


Y eso, que recomiendo el transporte público, tanto por el entretenimiento, como por el ahorro y sobretodo porque no contamina tanto ;)




Image and video hosting by TinyPic

2 comentarios:

  1. Yo voy siempre andando así que no cojo tan apenas el transporte público, pero cuando lo utilizaba más sí que acababas conociendo a unos cuantos de tus compañeros de viaje y observando a los demás.

    ResponderEliminar
  2. La verdad es que el transporte público al final hace que conozcas a más gente :P

    ResponderEliminar